domingo, 27 de febrero de 2011

Carta Pastoral: Tolerancia y Libertad Religiosa...


Hermanos y hermanas en Cristo:
¡Paz en Cristo nuestro Sumo y Eterno Sacerdote!
Es asombroso y muy lamentable, que en pleno siglo XXI, cuando el ser humano a viajado al Espacio exterior, cuando la medicina está dando a la humanidad mayores aportaciones, cuando el internet a servido como un medio de comunicación y de acercamiento Mundial, veamos como el fanatismo y la intolerancia religiosa esta desgarrando más y más a toda la humanidad.
Basta ver en los medios de comunicación como en todo el mundo, hay asesinatos, persecución, intolerancia, discriminación, torturas, difamación desde el pulpito o en los diversos medios de Comunicación (Internet es un muy buen ejemplo, ahí encontré en estos días algunos sitios Web, los cuales son semilleros de violencia y de intolerancia, donde se dedican a difamar, insultar y promover la persecución a las personas de profesan una Fe diferente o aunque tengan la misma Fe, si la interpretan en algún punto diferente), etc. por la Fe profesada.
La Eparquia de Guadalajara y Todo Jalisco CONDENA ENERGICAMENTE TODO TIPO DE PERSECUSIÓN E INTOLERANCIA, EN ESPECIAL DE TINTE RELIGIOSO.
Es verdad que no siempre podemos estar de acuerdo (Dialogo Interreligioso), es verdad que no compartimos todos los puntos Doctrinales (Dialogo Ecuménico), pero eso no justifica la agresión, persecución, la difamación o la intolerancia. Dios doto al ser humano de libre albedrio, por el cual, uno puede escoger la Fe que crea mejor.
Pero más doloroso, es ver que algunas iglesias piden respeto y libertad en Oriente... y en Occidente persiguen a otras iglesias que son minorías. Eso me lleva a realizar una pregunta:
¿Con que autoridad moral piden lo que ellos mismos no practican?
Y, aun así, ellos deben ser respetados. Ya que Cristo nos ha enseñado: “Cuando te den en una mejilla pon la otra...”
Jamás la violencia será la respuesta a la persecución.
La UNICA respuesta a los fanáticos religiosos será: El amor.
El Mundo está cansado de tanta violencia, de tanto odio. La humanidad se está desangrando a causa de la intolerancia religiosa.
¿Hay cosas que nos separan? Si.
Pero todas las Iglesias (en el caso del Cristianismo) y todas las religiones (Cristianismo, Islamismo, Judaísmo, Budismo, etc.) tenemos algo en común: El amor a Dios. Debemos hacer de ese amor a Dios, el punto de UNION mediante el cual, la humanidad puede avanzar y sanar.
Los que formamos parte del Patriarcado del Kiev y Toda Rus’-Ucrania, desde la propia Ucrania, pasando por México, Colombia y todos los demás lugares, hemos vivido algún tipo de persecución, desde su Santidad Moisés, los Obispos, los demás clérigos, hasta nuestro hermanos laicos y monjes. Persecución de todo tipo: golpes, difamaciones, etc...
Todo esto lo vivimos con amor a nuestro Señor Jesucristo, ya que el dijo: “El que quiera seguirme que se niegue a sí mismo, que tome su cruz y que me siga.” Y “Bienaventurados cuando los persigan por causa mía y por causa del Evangelio.”
Nosotros, los miembros del Patriarcado del Kiev y Toda Rus’-Ucrania (Bajo el Omoforión de su Santidad Moisés) sabemos lo que significa sufrir por causa de nuestra Fe, es por esto, que nosotros predicamos y vivimos la tolerancia y el respeto a todos y por todas sus creencias, aunque no las compartamos, aunque no estemos de acuerdo.
Es por esto, que con suma humildad y respeto, invito a todas las personas de buena voluntad, a que vivamos y practiquemos el respeto para con todos y para con sus creencias religiosas. Ya lo dijo el Benemérito de las Américas: “El respeto al derecho ajeno, es la PAZ.” (Benito Juárez)
Dios los bendiga.
¡¡¡Gloria al Padre, al Hijo y al Espíritu Santo!!!
Vladika +Afanasij
Eparca de Guadalajara y Todo Jalisco
Iglesia Ortodoxa Ucraniana en México.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada